Tips para bajar el colesterol alto



Tu cuerpo necesita del colesterol para funcionar bien. Sin embargo, si tienes demasiado colesterol en la sangre, puede llegarse a pegar en las paredes de tus arterias, estrechándolas o incluso bloqueándolas. Lo que pone en riesgo tu salud y llegar a padecer enfermedades cardiovasculares.


La buena noticia es que, llevar control de tu peso, una dieta saludable y ejercicio físico pueden ayudarte a bajar los niveles de colesterol. Aquí tienes algunos consejos para lograr tu objetivo y mejorar tu estilo de vida.


  • Reduce el consumo de grasas animales Evita ingerir alimentos altos en grasas, como las carnes procesadas (chorizo, salami, mortadela, etc.) y las carnes rojas. Además, disminuye tu consumo de productos lácteos enteros como leche, crema, queso, entre otros. Estos alimentos contienen altos niveles de grasa saturada y colesterol.

  • Hazte amigo de la fibra Incluye dentro de tu dieta más alimentos ricos en fibra, la cual puedes encontrar en semillas de lino, legumbres, frutas, vegetales de raíz, etc.

  • Haz tu dieta más vegetal Trata de evitar comer carne o reducir el consumo a una comida a la semana. Sustitúyela por proteína de origen vegetal como arvejas, lentejas, tofu o quínoa ¡Se creativo en la cocina!

  • Elige bien los carbohidratos Una dieta baja en ingesta de hidratos de carbono puede ayudarte a perder peso y reducir los factores de riesgo cardiovascular. Elige carbohidratos altos en fibra como avena, cereales integrales, fruta, etc.

  • Controla tu peso Perder peso ayuda a reducir el colesterol malo e incluso una pérdida moderada en la báscula, de unos 4 u 8 kilogramos, puede tener impacto en los niveles de colesterol.

  • ¡Ponte en acción! Realiza ejercicio cardiovascular al menos tres veces a la semana y en sesiones de 60 a 90 minutos para alcanzar una salud cardiaca óptima y para perder peso. Te sugerimos caminar, trotar, hacer bicicleta, nadar, elíptica, remo u otros aparatos cardiovasculares de bajo impacto.

  • Busca tu nivel de ejercicio óptimo El objetivo debe ser encontrar el nivel de ejercicio que te permita alcanzar una intensidad moderada, ya que esto te ayudará a elevar los niveles de colesterol bueno.

  • Convierte el ejercicio en un hábito La constancia es fundamental, haz ejercicio de forma regular y tus niveles de triglicéridos descenderán. Los triglicéridos son el único lípido del perfil de colesterol que se emplea como energía.

  • Cambia tus rutinas de ejercicio Deja a un lado la monotonía, prueba diferentes ejercicios para mantenerte motivado. Mueve otro grupo de músculos, esto reducirá el riesgo de lesiones por uso excesivo y disfrutarás aún más de la actividad física.

  • Confía en la tecnología Existen muchas aplicaciones que te permiten llevar un mejor control de cómo realizas ejercicio. Algunas tienen rutinas de ejercicio, técnicas de motivación, contadores de calorías y consejos. Otros dispositivos como los monitores de la tasa cardíaca, los podómetros y otros similares pueden ayudarte a planificar tus ejercicios y ayudarte con la motivación.

0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo